niños votación

Federico Gutiérrez también fue tendencia en los niños

Ocho de cada diez niños afirmaron que votarían por Federico Gutiérrez como próximo alcalde de Medellín. En la jornada electoral que se llevó a cabo este 25 de octubre, el nombre del aspirante por el movimiento Creemos fue el más mencionado por los más pequeños. 

Por: Andrea Rivera C.
arivera4@eafit.edu.co

“Estamos en las elecciones para alcaldes”, aseguraba entre risas Martina Gómez, de 4 años, mientras con sus manos agarraba los extremos de su vestido rosa pastel y movía de forma coqueta sus párpados cubiertos de mirella color púrpura.

A pesar de no estar al tanto de las funciones específicas de las que se ocupa un alcalde, sabía con seguridad cuál era la importancia de la jornada. Por esto, no dudó en enfatizar que su papá no estaba acompañándola en el momento pero que más tarde con seguridad llegaría a la misma sede para votar. “Él tenía un problema en el trabajo pero viene más tardecito”.

En la jornada de elecciones celebrada este 25 de octubre, los niños también hicieron parte de la actividad. Los pequeños se presentaron con sus familias a los diferentes puestos de votación y también dieron sus opiniones acerca de quienes serían sus futuros gobernantes.

Cipriano Escobar, de 6 años, también sabía poco sobre las labores que le corresponden al alcalde; sin embargo, conocía a varios de los candidatos que participaron en la contienda e, incluso, manifestó su inclinación por dos de los aspirantes a la Alcaldía de Medellín.

En un principio, Cipriano afirmó que votaría por Federico Gutiérrez, candidato por el movimiento Creemos; no obstante, al cabo de segundos cambió de parecer y esta vez se dirigió por Juan Carlos Vélez, a quien se refirió cómo “el candidato de Uribe”.

Entre los más pequeños el aspirante Gutiérrez resultó ser la tendencia más popular. Sara Restrepo, de 8 años, y Jerónimo Valencia, de 6, también aseguraron que este era el candidato que más les simpatizaba.

“A mí el que me gusta es Federico” afirmó Sara sin más añadiduras, mientras que para Jerónimo “Federico es el mejor porque no es tan viejito como los otros”.

Y por más que se diga que el voto es secreto, ellos no tuvieron inconveniente en revelar la decisión de sus padres, la cual curiosamente resultó coincidir con la suya en más de una ocasión.

Decenas de familias acudieron a los centros de votación en compañía de sus hijos, quienes esperaban a las afueras de las plazas mientras los mayores ejercían su derecho al voto.

Decenas de familias acudieron a los centros de votación en compañía de sus hijos, quienes esperaban a las afueras de las plazas mientras los mayores ejercían su derecho al voto.

Otros, como Sebastián Salas, de 6 años, quien acudió a los urnas del Colegio Palermo en compañía de sus padres, no estaban igual de familiarizados con los nombres de los aspirantes. Para él, los alcaldes desempeñaban un rol imprescindible para la sociedad: “Yo creo que votar sí es algo muy importante porque los alcaldes son los que nos representan, los que nos rigen”. En cambio, para María Paz Agudelo, quien sujetaba con ambas manos una muñeca de pelo castaño mientras descansaba sobre las piernas de su madre, estos “son los que hacen las leyes para… No sé!  Son los que hacen las leyes”.

Y aunque las propuestas suelen ser el factor decisivo para las personas a la hora de elegir a su candidato predilecto, para los niños parece ser una simple cuestión de obediencia, pues es según lo que escuchan en casa que fabrican sus propias impresiones acerca de los postulados: “Yo quiero que gane Federico porque es el que les gusta a mis papás”, dijo uno de los chiquillos.

Aunque unos estuvieron un poco desconcertados acerca de lo que sucedía, otros como Martina asistieron a la jornada con el propósito bien claro de lo que allí se habían dirigido a hacer: “hoy vinimos a votar por Fico”.

Comentarios